martes, 1 de enero de 2008

La familia ideal.// Olores de vacaciones.// Momento para Recordar.

Feliz Año 2008 para todos!!!!
La familia ideal.
A veces uno tiene tantos tíos, primos, hermanos, sobrinas y abuelos al cuete. Y encima, cada tanto, les tiene que dar de comer cuando vienen a su cumpleaños… si se acuerdan de que usted existe. Pero para que una familia realmente sea útil, cada uno de los integrantes debería cumplir una función específica, para ahorrar plata, para tener influencias o para que dejen de estar el cuete en la vida. Esta debería ser la conformación ideal:
Un hijo debe ser contador, para llevarle los números y así poder ahorrarse el terrible presupuesto que nos cobran todos los contadores cuando cambian las leyes impositivas… cada dos meses.
Una hija tiene que ser abogada, para sacarnos de todos los líos en que nos meta nuestro hijo el contador.
Es bueno tener un hermano policía. Si es oficial, mejor. Si es subcomisario, ¡mucho mejor! Y si es agente común, bueno, que se pare en la puerta de la casa y la cuide un poco, si no queda otra. Además, es bueno tener un hermano policía porque si a usted lo secuestra una banda de policías -que además son chorros y secuestradores- con suerte lo van a tener encapuchado y encadenado en la casa de su hermano. ¡Qué lindo!
Es bueno tener una hermana prostituta. Tiene varias ventajas. Una, que va a ganar más guita que usted. Dos, que ella le puede presentar -gratis- alguna amiga prostituta para que le dé a usted una alegría. Y tres, si su hermana termina siendo una prostituta de nivel, seguro que lo conecta con diputados, jueces y empresarios y termina haciendo con ellos algún negocito con buenos dividendos.
Importantísimo: un tío escribano, para que le firme cualquier cosa.
Más importante aún: un primo con una pizzería o un café para mangar fainá o sánguches sin pagar nunca, nunca, nunca.
Un primo debe ser concejal para que todos los temas municipales mueran en sus manos. Multas de tránsito, ¡nunca más! Si quiere habilitar un restaurante con 3845747 cucarachas, él lo logrará en instantes. Si quiere participar de alguna licitación extraña, usted va a estar primero en la lista por más que fabrique mates sin agujeros.
Si tiene otro primo que es diputado nacional, mejor. Y si tiene 5 primos diputados nacionales, largue uno para acá que ya es un abuso.
Un hijo jefe de redacción de un diario o revista que nos permita denunciar al vecino que nos mira mal o a cualquiera que nos moleste. Si es productor de tevé en un programa vespertino, mejor para estos fines.
Un padre o un abuelo con una o varias jubilaciones de privilegio para ir a mangarle plata todos los meses.
Un tío médico, para cuando el resto de la familia no le sirva para nada y a usted le agarre un patatús por los nervios.
Y como siempre: una madre buena que nos cocine unos fideos con una salsa de esas que ella solamente sabe hacer. Y que esos fideos sirvan para unir a toda esta maravillosa familia. ¿No le parece?

Olores de vacaciones.

Como ya hemos dicho en otras oportunidades, las vacaciones arrancan cuando uno comienza a buscar el bolso y, luego, empieza a llamar a distintos amigos para preguntarles si ellos tienen nuestros bolsos o mochilas de mochileros (qué linda redundancia es esa: mochila de mochilero).

Los sentidos se agudizan en las vacaciones. Uno está mucho más cerca de ser quien en realidad es y no ese manojo de nervios, angustias, apuro y desencanto que suele ser durante el año. Uno percibe todo de un modo mucho más sutil en las vacaciones. Inclusive, hay tiempo y ganas de oler cosas. O, al menos, los olores te llaman la atención. Aquí, una pequeña lista de olores de vacaciones:

1) La remera con olor protector solar (qué lindo es volver a ponerse esa remera, ya de regreso en la ciudad, es como volver a estar de vacaciones durante ese instante en el que la remera se desliza desde la nariz hasta el cuello). 2) El olor del micro antes de que arranque (los micros tienen su propio olor, luego se distorsiona con el de cada pasajero, su correspondiente vianda, el baño y un largo y desagradable etcétera). 3) El olor del mar. 4) El olor de los árboles con los que no estamos en contacto habitualmente. 5) El olor a la comida típica del lugar, que, lógicamente, no es la misma a la que estamos acostumbrados a oler. 6) El olor que tiene la casa que vamos a alquilar (o no) cuando entramos por primera vez. 7) El olor de la carpa ('pero qué asco', diría Jay Sherman). 8) El olor que sale del bolso cuando volvemos. 9) El olor a bolso que le queda a la ropa que no salió del bolso.

Nota: no agrego ninguna más sólo para evitar el lugar común de hacer un top ten.

Momento para Recordar.
Vean este video, se trata de un payaso que a diferencia de otros, lo menos que le importa, son los niños. Es Gracioso y se emitia en las mejores epocas de Videomatch.
Con ustedes el payaso "Muralito".


Disco Retro:
Se lo vamos a dedicaran a canciones de verano, Al hacer esta seccion mi idea fue el de no repetir ningun interprete, pero esta va a ser una excepcion. Pueden dejar sus sugerencias para proximos Discos Retro.
El elegido para el Disco Retro veraniego es Luis Miguel.


boomp3.com

11 comentarios:

Camila dijo...

Feliz año!! Pues en mi familia tenemos un abogado, un contador del Banco Central y varios politicos, entre ellos un diputado nacional muy importante (pero nunca le pedimos ayuda). Incluso tenemos un pariente lejano que era músico. En fin, la más inútil seré yo, jajaja
saluditos

Brisa de Amor dijo...

Hola dani!!!
Vine a agradecerte tu visita y tus deseos... y me encontre con algo interesante!
Tengo algunos familiares al cuete...mmmm no sobra al lugar para depositarlos? jajajaja

millones de besos!

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

Veamos...en casa tenemos una amiga desde hace veinte años que nos ayuda con la contaduría (y algunos tenemos conocimientos básicos de contabilidad); igual que tengo un amigo médico que ya me ofreció ayuda con una licencia médica. ¿Policía? Un tío que es patrulla en moto...igual de repente ha sacado de apuros.

Mi hermano trabajó un tiempo en una fuente de soda que le llaman acá...claro, de cuando en cuando le afanaba algún sandwich. Y para concejal...ja, yo mismo, pero mucho más adelante (aunque todo conforme a la ley).

¿Olores de vacaciones? No lo había pensado...aunque el aroma marino es inconfundible (y el de los bolsos, también...para bien o mal). ¿Sugerencias para Discos Retro a futuro? Ja...te daría un par, pero las estoy guardando para la próxima semana; aplica búsqueda, fiera.

Saludos cordiales.

Natu dijo...

Dani a mi me faltan todos esos familiares profesionales chee!!!Debo cambiar de familia???!!!
Lo de los olores es asi tal cual lo decis, a mi, mi suegro me quiere matar cada vez que le devuelvo la carpa!!!eso siii...no te perdono un video de Luis Miguel!!!ahi no!!!jaja Feliz 2008 para vos y tu flia!!!!
un beso

Laura dijo...

Hola Dani
yo solo tengo un tio escribano, asi que puede fimar cualquier cosa jeje.
que lindo video el de muralito, pero ese es el original? Parece alacran y no gonal.
te mando un besote.
Lau

MonikaMDQ dijo...

Hola Dani! feliz 2008!! arrancaste con todo eh? jeje, está mortal lo de la familia ideal jajaja...
Es que la familia es la que nos toca viste y siempre hay una o un desubicado que sobre todo en las fiestas, se manda alguna que dan ganas de acogotarlo jajaja, no a la violencia..... ommmmm xD
bueno, como verás ya volví de mi viaje y pasé a saludarte!
nos leemos
besos

GABRIELA......... dijo...

HOLA DANI
ASI ES VACACIONES TE DEJO UN BESO Y NOS LEEMOS EN MARZO NO ME OLVIDES JAJAJ
UN BESO ENORME

Pimpo dijo...

Dani!!!!

jejeje lo de los parientes esta buenisimo... siempre hay que tener uno que te saque de un quilombo jejeje.

Muchos besotes!!!!!!!

Carolina dijo...

Uhh, mi familia es un desastre, entonces...

Sólo tengo hermano abogado.

Pero, ojo! Mi papá tiene una vinoteca... eso es muy bueno!

Julio dijo...

Dando vueltas Siderales en este 2008 y deseando lo mejor!!
Como va Dani !!! muy buena tu reflexion sobre los paientes es 100% real, y lo de los olores te pasaste..
Un abrazo

salu2 Desconectados...

Adictísima dijo...

Pobrecito al que le toque lo de contador....jejejjeje!

Nah, yo misma soy contadora, pero nada. Nunca me molestes en època de impuestos. Me pongo demasiado ladilla. Y la gente se pone reobstinante en la oficina acà, con lo que hay que sacar dosis extras de paciencia.

En mi casa lo que falta es un mèdico.

Saludos,